Locoporelcine.com, tu revista de cine online en la que encontrarás: críticas de cine, entrevistas, reportajes, opiniones sobre series de televisión. ¡Mucho cine!

29 mar. 2011

CRÍTICA: Sucker Punch

SINOPSIS: Enviada por su padre al manicomio, Baby Doll trata de resistirse forjando en su imaginación un universo. En ese mundo planea una fuga con sus amigas antes de que llegue el Gran Apostador.
Snyder vuelve a demostrar su talento visual en una película desmedida. Al igual que ocurre con 300 o Watchmen, los mejores destellos de genio acontecen en los primeros minutos. Snyder compone una obertura grandiosa, visualmente impactante, lúcida, potentísima; un relato cerrado en sí mismo y una historia que, desde luego, vale mucho más que todo el videojuego restante.
Una madre muerta, una herencia que va a parar a las hijas, un padrastro pederasta, la hermana mayor que trata de proteger a la pequeña. El asesinato de la pequeña y la condena de la mayor al manicomio. Este fragmento, realizado sin palabras, esta narración que sólo precisa de imágenes cargadas de fuerza, es buena prueba de que a Snyder le sobran ideas.
Inmediatamente después surge el desenfreno. Pareciera que ya no hubiese nada más que contar. Snyder va a narrarnos el intento de fuga de Baby Doll (Emily Browning). En su imaginación, ella fabricará un mundo alternativo, un local de alterne donde, con su baile y otros mundos imaginativos, logrará reunir a sus amigas y forjar un plan de fuga. Sweet (Abbie Cornish), Rocket (Jena Malone), Blondie (Vanessa Hudgens) y Amber (Jamie Chung) son el grupo de pacientes/cabareteras/soldados que sufren, bailan y pelean en los mundos imaginados por Baby Doll.
También se suma en la imaginación la psiquiatra/madame, el enfermero/chulo y otros personajes que deambulan por el manicomio. Carla Gugino repite con Snyder y resulta curiosa la aparición de John Hamm.
Con todos estos elementos en juego, el director despliega, sin ningún control, su imaginería visual: samurais gigantes, robots nazis, orcos, dragones y asaltos a trenes en lunas de Saturno. Es cierto que tal mezcla tiene como excusa la libre imaginación de la paciente. Sin embargo, es su aspecto digital, su estética de videojuego, lo que impide que el espectador conecte con las aventuras de estas chicas guerreras. Los acontecimientos se suceden en un orden caprichoso, lleno de acción y de espectáculo pero sin emoción alguna que transmitir.
Los minutos finales de la película, cuando ya ha terminado el frenesí, vuelven a tener un cierto interés. Remiten, de alguna manera, a lo que la película podría haber sido de haber tenido un tratamiento formal distinto. Ese juego de imaginaciones dentro de imaginaciones recuerda a los juegos oníricos de Nolan en Origen. Y la forma de resolver las diferencias entre realidad e imaginación se aproxima a lo que hiciera Scorsese en Shutter Island. En cualquier caso, estas dos últimas películas, tienen mucho más que contar sin necesidad de tantas incontinencias visuales.
Sucker Punch, pese a su atractivo más inmediato, queda derrotada por un guión un tanto escaso y por un desarrollo tan extravagante que lleva a la carcajada y la diversión. Y eso no encaja bien con una historia tan dramática y tan oscura como la que vive Baby Doll. Es una pena que no reserve más que unos minutos apresurados para el sacrificio que la chica realiza. Ese habría sido el gran momento de la historia, la evolución del personaje que debería quedársenos en la memoria. Y el director lo despacha con dos frases veloces.
Lo mejor: La impactante secuencia de apertura.
Lo peor: Los excesos digitales.

0 lxc:

Publicar un comentario

¡Gracias por dejarnos tu comentario!

En breve aparecerá publicado.

Equipo de Locoporelcine.com
----------------
Nota: Queda reservado el derecho de moderación y no publicación de comentarios no relacionados con el artículo, u ofensivos.
Las opiniones expresadas por los componentes de Locoporelcine.com son opiniones y rogamos se respeten.
No se admitirán comentarios con autopromoción de otras páginas web.
No se publicaran comentarios con un lenguaje impropio u ofensivo.

Síguenos también en Twitter y Facebook
Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More

 
Powered by Blogger